urgencias-abogados

telefonos-de-abogados

presupuesto-de-abogado

telefonos-de-abogados

telefonos-abogados-quieroabogado

alta-de-abogados-en-quieroabogado-2014Quiero Abogado

Quiero Abogado

Abogados-Consultas-Gratuita

hablar-reunir-con-abogado

Mostrando articulos por etiqueta: Abogado especialista incapacidad permanente

El Juzgado de lo Social de Guadalajara estima la demanda en reclamación de prestaciones por Incapacidad Permanente Absoluta al considerar que las secuelas que padece la trabajadora resultan impeditivas para el desarrollo de cualquier actividad laboral.


La trabajadora presenta un cuadro clínico, reconocido en informes médicos de sanidad pública, en el que se engloban como diagnósticos más significativos la existencia de urticaria crónica, Síndrome de Sensibilización Central: Síndrome de Fatiga crónica, cefalea mixta, dismenorrea primaria. Asocia Trastorno adaptativo mixto, con ansiedad y depresión, Obesidad, Anemia ferropénica, Hernia hiatal por desplazamiento, Gastritis crónica astral, Tendiditis del supraespinoso, Epicondilitis derecha, Artrosis y ambliopía OI. La valoración de la disfunción cognitiva que la misma padece a raíz de las mencionadas patologías es de III/IV severa a grave.


Es significativo el informe del servicio de Medicina interna de hospital público que advierte que la paciente presenta dolor crónico generalizado que le produce limitaciones en el desarrollo de su vida habitual. Precisa ayuda ocasional para el desarrollo de su vida habitual. Los facultativos manifiestan que la paciente no puede mantener vida laboral y profesional. Constatan afectación importante de su estado de ánimo debido a sus enfermedades.

De igual manera, cabe destacar que la trabajadora tiene reconocido un grado de discapacidad del 57% de tipo física, psíquica y sensorial con carácter definitivo.

Una vez iniciado expediente, a propuesta del Equipo de Valoración Médica, para declarar, en su caso, la incapacidad permanente de la trabajadora, se emitió Informe Médico de Síntesis, que contenía como patologías que le afectan las siguientes: síndrome de fatiga crónica, síndrome de apnea del sueño leve, síndrome de sensibilidad química múltiple, Fibromialgia, Urticaria crónica y trastorno mixto ansioso- depresivo. En el apartado destinado a comentar la evolución de estas patologías se hace constar que las mismas son crónicas, así como que las posibilidades terapéuticas y rehabilitadoras son las ya empleadas y que, como consecuencia de todas las enfermedades citadas previamente, la paciente se encuentra limitada para cargas y esfuerzos físicos importantes, así como tareas de riesgo y turnicidad.

Pese a todo lo anterior, el INSS emite resolución denegatoria de incapacidad permanente, aun cuando reconoce las limitaciones ya aludidas.

Contra tal resolución denegatoria se formuló Reclamación Previa que fue desestimada. Una vez agotada la vía administrativa la trabajadora inicia la vía judicial interponiendo demanda ante los Juzgados de lo Social de Guadalajara, en la que alega que las patologías que presenta le impide realizar cualquier tipo de actividad laboral.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Tras la celebración del juicio y la práctica de la prueba en el mismo, el juzgador falla a favor de estimar la petición instada por la trabajadora, constatando que de los informes emitidos por el Sistema Público de Salud queda acreditado que la afectada presenta dolores continuos y afectación en sus facultades cognitivas, así como una pluripatología que considerada en conjunto le imposibilita el desarrollo de actividades ordinarias, cuanto más de actividades profesionales con un mínimo de profesionalidad y rendimiento.

En base a todo, reconoce a la trabajadora afecta de Incapacidad Permanente Absoluta con derecho a una pensión del 100% de la base reguladora.

 

Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco - http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 


 

Sentencia del Juzgado de lo Social de Guadalajara estimatoria de Incapacidad Permanente Absoluta por secuelas de Fibromialgia, Síndrome de Fatiga Crónica, Sensibilidad Química múltiple

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

El Juzgado de lo Social de Madrid estima la demanda en reclamación de prestaciones por Incapacidad Permanente Total al considerar que las secuelas de la enfermedad de Perthes que sufre el trabajador resultan invalidantes para el desarrollo de su profesión habitual.

El trabajador, de 35 años y de profesión comercial, causó baja por enfermedad común en octubre de 2013. Una vez agotada la duración máxima de trescientos sesenta y cinco días de IT, el INSS reconoce prórroga por un plazo máximo de ciento ochenta días. Tras nueva valoración médica la Entidad Gestora resuelve incoar expediente de incapacidad permanente.

Tramitado el correspondiente expediente de incapacidad, el Instituto Nacional de la Seguridad Social, basándose en el dictamen propuesta del EVI, denegaba la incapacidad permanente por no alcanzar las lesiones que padece el trabajador un grado suficiente de disminución para ser constitutivas de incapacidad permanente. El mencionado dictamen propuesta en base al cual se deniega la prestación de incapacidad contenía el siguiente cuadro clínico:  Secuela de enfermedad de Perthes cadera derecha/artritis séptica. Tobillo izquierdo contusión ósea de pilón tibial posterior y derrame articular. Condropatía rotuliana izquierda. 



Seguidamente, contra la resolución denegatoria de incapacidad permanente, formuló el trabajador Reclamación Previa que fue desestimada, agotándose así la vía administrativa y presentándose, en consecuencia, demanda ante la Jurisdicción Social.

En dicha demanda, el trabajador sostiene que padece dolencias que le impiden el desarrollo de su trabajo, y en concreto invoca las de secuela de enfermedad de Perthes, cadera derecha/ artritis séptica, tobillo izquierdo con contusión ósea de pilón tibial posterior y derrame articular; condropatía rotuliana de rodilla izquierda. Añade además el trabajador, que por resolución del año 2001 tiene reconocido un grado de discapacidad del 36%.

El INSS se opone a la demanda al considerar que las patologías que aquejan al trabajador no serían determinantes de invalidez permanente alguna.

En base a lo anterior, llega el Juzgador a la conclusión, de que no es la existencia o no de determinadas patologías el motivo de la discrepancia en el presente caso, ya que el demandante invoca las mismas o similares patologías que le son reconocidas por el Equipo de Valoración de Incapacidades, sino que lo que se ha de dilucidar en este procedimiento, es el alcance limitativo de las mismas.

En este sentido, el EVI emite Informe Médico de Síntesis, en el que, si bien reconoce que el trabajador presenta limitación para la deambulación y bipedestación prolongada, también afirma que “actualmente está pendiente de valoración la prótesis de cadera”. Por lo que el INSS considera que las posibilidades terapéuticas no están agotadas, requisito indispensable para el reconocimiento de una prestación por incapacidad permanente.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

En contraposición con esta opinión se muestra el perito de parte al afirmar que, la única opción terapéutica sería la de colocar una prótesis de cadera. Intervención que según el facultativo es complicada y tiene una vida media de 10 años, por lo que actualmente está contraindicada para el trabajador, por lo que las posibilidades terapéuticas si estarían agotadas.

Por otra parte, alega también la Entidad Gestora como motivo de oposición, que la enfermedad de Perthes de cadera derecha que se aduce como una de las causas de incapacidad, es padecida por el trabajador desde que este tenía un año de edad, siendo por tanto una lesión preexistente a la afiliación, y que pese a causarle una dismetría, el trabajador ha estado prestando sus servicios sin problemas.

Ante lo cual, contra argumenta el perito de parte en el sentido de manifestar que si bien la enfermedad de Perthes se sufre desde la infancia esta ha ido evolucionando hasta ocasionar dolor, con dismetría de hasta 7 cm, lo que agrava la situación del actor. Añade que, la cadera afectada por Perthes se encuentra deformada con lo que el dolor ha ido en aumento, y en base a esas limitaciones, el trabajador no puede realizar tareas que impliquen bipedestación o deambulación prolongada, habiéndose agotado las posibilidades terapéuticas.

En este sentido, destaca también un informe emitido por un hospital público que establece la existencia de “dificultad para deambulación y bipedestación prolongada, previas debido a su artrosis de cadera”.

Precisamente, entiende el Juzgador, que es este último informe el que ha de servir de punto de inflexión para resolver las discrepancias planteadas, razón por la que reconoce que efectivamente, ha de considerarse al trabajador afecto de incapacidad permanente total para el desempeño de una profesión como la de comercial, profesión que, sin ser de gran exigencia física, sí implica bipedestación y deambulación.


Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/


<<Caso real nº 61


 

Sentencia del Juzgado de lo Social de Madrid estimatoria de Incapacidad Permanente Total por secuelas de Enfermedad de Perthes

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

En 2015 el Juzgado de lo Social de Madrid dictó sentencia reconociendo el derecho de percibir prestación de Incapacidad Permanente Absoluta (IPA) a trabajador, de profesión Administrativo Contable, que padece secuelas por síndrome postpolio.


El trabajador, como consecuencia de las patologías que le afectan, presenta solicitud de incapacidad permanente, siendo reconocido por el Médico Evaluador del INSS que emite informe de síntesis en 2015 concluyendo que el paciente se encuentra “limitado para tareas que impliquen deambulación prolongada o esfuerzos físicos con miembros inferiores. Apto para tareas sedentarias o de ligeros esfuerzos físicos”.


Posteriormente, en 2015 el dictamen propuesta del paciente refleja las siguientes patologías:
-          Poliomielitis en la infancia. Síndrome postpolio
-          Datos de afectación 1º motoneurona
-          Marcoprolactinoma hipofisario
-          Síndrome ansioso depresivo reactivo
-          Esteatosis hepática
-          Adenoma próstata

Pese al reconocimiento de las anteriores patologías el INSS resuelve denegar la solicitud presentada por el paciente, no reconociéndole ningún tipo de incapacidad. Contra dicha resolución se interpone reclamación previa que es también desestimada. Una vez agotada la vía administrativa el trabajador inicia la vía judicial interponiendo demanda ante los Juzgados de lo Social de Madrid.



Este Juzgado, en contra de la posición seguida por el INSS que considera que al trabajador “le resta una capacidad residual para realizar “tareas sedentarias” o de ligeros esfuerzos”, determina que para valorar el grado de incapacidad permanente, más que a las lesiones hay que atender a las limitaciones que las mismas representen en orden al desarrollo de la actividad laboral y que en este caso, teniendo en cuenta que el trabajador ya ha sido diagnosticado de síndrome postpolio lo que supone un deterioro motor y cansancio progresivo, con afectación en los miembros inferiores precisando para caminar de una muleta, fatigabilidad y cansancio con un trastorno ansioso depresivo reactivo a dicha enfermedad ha de entenderse que está incapacitado para la realización eficaz y constante de cualquier tipo de trabajo, aunque sea sedentario o no exija grandes esfuerzos, en la medida en que por su situación ya presenta dificultades para trasladarse hasta su puesto de trabajo, y mantenerse en el mismo de manera prolongada en las condiciones de cansancio y fatiga que presenta sería añadir una penosidad innecesaria al desarrollo del trabajo. En base a lo anterior, el Juzgado reconoce al trabajador el derecho a percibir la prestación por Incapacidad Permanente Absoluta. En el siguiente enlace puede acceder al artículo y sentencia del Juzgado de lo Social por la que se estiman las prestaciones por Incapacidad Permanente Absoluta http://www.quieroabogado.es/incapacidad-permanente/casos-reales-que-estiman-la-prestacion-por-incapacidad-permanente-en-sentencia-judicial-/caso-real-46-ip-absoluta-por-sindrome-postpolio

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Frente a dicha sentencia estimatoria y favorable para el trabajador, el INSS interpone recurso contra el razonamiento seguido por el juzgador, pues cree que tal razonamiento es erróneo, al no provocar la fatiga y el cansancio al que se ha hecho referencia la imposibilidad de deambular, sino que “sólo le provoca cierta dificultad”, por lo que le restaría al trabajador cierta capacidad residual para llevar a cabo trabajos sedentarios o de ligeros esfuerzos.



El Tribunal Superior de Justicia considera que, ante el delicado problema de determinar la existencia de esa capacidad residual, que supone el límite entre la incapacidad permanente y la absoluta para toda actividad u oficio, ha de estar a los hechos declarados probados en la instancia, y de los mismos, deduce, tal y como lo hizo el Juzgado de lo Social, la inexistencia de dicha capacidad residual, por lo que no existiendo la misma, falla también a favor del trabajador, reconociendo la existencia de Incapacidad Permanente Absoluta.



Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 

                                                  << Caso real nº 60                       Caso real nº 62>>


 

Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid que desestima el recurso interpuesto por el INSS y confirma la Sentencia del Juzgado de lo Social por la que se reconoce Incapacidad Permanente Absoluta a trabajador afecto por Síndrome Postpolio

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

Sentencia pionera que reconoce afecto de incapacidad permanente total para la profesión de ingeniero de telecomunicaciones a trabajador que padece síndrome de electrosensibilidad. Es la primera sentencia estimatoria de invalidez en grado de total que se basa en el síndrome de electrosensibilidad como causa principal.



Dicho síndrome impide que las personas que lo padezcan puedan trabajar y hasta simplemente permanecer en entornos con campos electromagnéticos, es decir, lugares con presencia de conexiones móviles y wifi radiofrecuencia. Los síntomas que aquejan cuando están expuestos a contaminación electromagnética en líneas generales se resumen en dolor de cabeza, dolores musculares, trastornos del sueño, irritabilidad, etc. La no exposición mejora la sintomatología.


En el caso de la sentencia el INSS había denegado el reconocimiento de cualquier grado de incapacidad permanente. El Juzgado de lo Social mantuvo esa valoración negativa. Sin embargo, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid consideró acreditadas unas limitaciones de suficiente entidad como para ser impeditivas de realizar la actividad laboral habitual. Concretamente, el ingeniero prestaba servicios para una multinacional tecnológica. Por los síntomas que le causaban los campos electromagnéticos inició periodo de incapacidad temporal que culminó con la incoación de procedimiento de incapacidad permanente. El tribunal medico consideró que las limitaciones funcionales no eran definitivas y consecuentemente el INSS dictó resolución denegatoria.



Sin embargo, el trabajador contaba con un informe del Servicio Público de Salud, concretamente de facultativos expertos en ese tipo de patologías, que constataba que “en presencia de esta exposición a campos electromagnéticos los síntomas que padece el trabajador son cefalea, acúfenos, insomnio y otros trastornos como cambios de ánimo, nerviosismo, irritabilidad o agresividad”. Y que al alejarse de la exposición los mismos mejoraban.



El TSJ de Madrid considera que tales circunstancias conducen a que se reconozca al trabajador afecto de incapacidad permanente total pero entienden que le queda capacidad residual para trabajar en “zonas blancas”, esto es, no contaminadas, denegando asi la petición principal de Incapacidad Permanente Absoluta.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Fuente: http://noticias.juridicas.com/actualidad/jurisprudencia/11248-una-sentencia-considera-por-primera-vez-la-quot/

 


La trabajadora ha sido diagnosticada de arritmia cardiaca X BRI y A-V con implante de marcapasos definitivo en abril de 2015. Padece hipoacusia severa en tratamiento con audífonos, pero aun así mantiene dificultades auditivas en la comunicación oral a corta distancia pese al tratamiento.

Asimismo, la paciente tiene reconocido un 56% de discapacidad.

Como consecuencia de la enfermedad cardiaca, la trabajadora causa baja por Incapacidad Temporal en abril de 2015 hasta que en diciembre del mismo año, la Inspección médica cursa el alta de la paciente con propuesta de invalidez.

En febrero de 2016 la paciente es valorada por el Equipo de Valoración de Incapacidades. En su informe, los facultativos indican que padece arritmia cardiaca que ha sido tratada con marcapasos y que limita actividades de esfuerzo físico o que interfieran con el dispositivo. Es decir, está limitada para tareas de esfuerzo físico intenso o que supongan movimientos bruscos con miembro superior izquierdo o fricción en zona de generador. El informe indica que la enfermedad es crónica y con prejuicio importante para la salud.



A mayor abundamiento, el médico evaluador constata que la trabajadora puede realizar de forma regular un trabajo ligero, y no puede trabajar a tiempo completo en su puesto de auxiliar de geriatría.



A pesar de las consideraciones del médico evaluador, el INSS dicta resolución denegando las prestaciones por incapacidad permanente. La paciente presenta escrito de reclamación previa en tiempo y forma.



Para obtener el reconocimiento de incapacidad permanente en grado de total para la profesión habitual es preciso poner en relación las secuelas padecidas con las tareas propias de la categoría o grupo profesional y determinar si estas lesiones con definitivas, así como si impiden el desempeño de dichas tareas habituales.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

En este caso, como ya se ha indicado, la trabajadora es auxiliar de geriatría. Su trabajo implica requerimientos físicos altos, teniendo que movilizar, levantar y cargar con personas que no pueden valerse por sí mismas. Son tareas que implican esfuerzos físicos intensos y durante cuyo desempeño es imposible evitar la fricción de la zona del marcapasos con el cuerpo o alguna parte del cuerpo de los residentes.

Finalmente, el INSS estima la reclamación previa reconociendo que las secuelas acreditadas mediante los informes médicos son de suficiente entidad como para impedir que la trabajadora pueda seguir dedicándose a la profesión de auxiliar de geriatría.

Actualmente, nuestro cliente percibe una prestación del 55% de su base reguladora, incrementada en un 20% por tener más 55 años.

 

Este proceso administrativo ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 


 

Resolución denegatoria de Incapacidad Permanente, escrito de reclamación previa y Resolución estimatoria de reclamación previa. Se reconoce Incapacidad Permanente Total a Auxiliar de geriatría por limitaciones derivadas de implantación de marcapasos

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 El Juzgado de lo Social de Madrid estima la demanda en reclamación de prestaciones por Incapacidad Permanente Total al considerar que la trabajadora cumple con los requisitos fijados para ello en la Ley General de la Seguridad Social.
 

La profesión habitual de la trabajadora, de 46 años, es la de auxiliar de ayuda a domicilio desarrollando entre otras las siguientes funciones: Hacer y llevar la compra, encargarse de la limpieza del hogar y de la preparación de la comida, asear a las personas que auxilia y moverlos y transportarlos donde se requiera.

A raíz de un proceso de lumbalgia crónica, la trabajadora fue declarada por el INSS en situación de incapacidad temporal. Transcurrido casi un año en dicha situación se inició un expediente de incapacidad permanente que, cumplidos los trámites legales y reglamentarios, concluyó con resolución en la que la entidad gestora deniega la concesión de reconocimiento de ningún tipo de invalidez.

En el marco del expediente de incapacidad permanente antedicho, se emitió un informe médico de síntesis que incluye entre sus conclusiones la existencia de Discopatía L4-L5 con pequeña hernia discal dorso-medial, así como Discopatía L5-S1 con hernia discal dorso-medial con mínima lateralización izquierda. El informe refiere que no se han agotado todas las posibilidades terapéuticas y que la paciente deberá evitar sobrecargas mecánicas de columna lumbar.

Posteriormente, los servicios médicos del Centro Público de Salud que trata a la paciente, emitió sobre ella informe cínico en el que se refería a la misma como “paciente con importante clínica dolorosa a nivel de columna lumbar con escasa mejoría con tratamiento médico; escasa respuesta a la infiltración epidural. Necesita bastón para caminar. Limitación de vida activa por el dolor, puesto que no puede realizar correctamente flexión de columna lumbar ni coger pesos”.

Tras la denegación del reconocimiento de incapacidad total, y a la vista de los mencionados informes médicos, la trabajadora interpuso reclamación administrativa previa que fue desestimada en vía administrativa, por lo que la actora decide presentar demanda ante los Juzgados de lo Social de Madrid.

La sentencia de estos juzgados delimita el objeto del pleito en determinar a qué grado de incapacidad corresponden las lesiones que sufre la paciente.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

Como se señaló anteriormente las funciones de la demandante consistían en actividades que requerían ciertos esfuerzos físicos como son realizar y llevar la compra o asear a las personas que auxilia y moverlos y transportarlos donde se requiera. Dichas actividades, entiende el juez del presente caso, resultan incompatibles con las recomendaciones médicas realizadas que incluyen la imposibilidad de realizar esfuerzos físicos mecánicos importantes que afecten a la columna lumbar, así como la imposibilidad de flexionar correctamente la columna lumbar y la de coger pesos.


De igual manera, el informe clínico de la sanidad pública manifiesta que la trabajadora necesita el bastón para caminar y que sus lesiones no tienen pronóstico de evaluación favorable.

En base a lo anterior, concluye la sentencia, admitiendo que se cumplen los requisitos exigidos por la Ley General de la Seguridad Social para determinar que la trabajadora se encuentra en situación de incapacidad permanente total para su actividad habitual.


Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/



                                                    << Caso real nº 59                          Caso real nº 61>>


 
Sentencia del Juzgado de lo Social de Madrid, estimatoria de Incapacidad Permanente Total para la profesión de Auxiliar de ayuda a domicilio por secuelas a nivel lumbar

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

El trabajador padece unas lesiones que han sido objetivadas por el Equipo de valoración de Incapacidades siendo las mismas TBC infantil con afectación severa articular, produciendo como secuelas artrosis acrimioclavicular derecha con limitación de elevación por encima horizontal, artrosis tibioastragaliana – cuneiforme con limitación de apoyo y flexo- extensión y coxartrosis izquierda con Trendelemburg grado I izquierdo y limitación para flexión activa.

A juicio de este mismo equipo de valoración, las lesiones descritas provocan limitación para bipedestación mínimamente prolongada, deambulación mínimamente prolongada con necesidad de apoyo externo, carga de objetos, sobrecargas posturales, posturas forzadas y mantenidas.

Dichas lesiones provocan la baja temporal del trabajador durante un año prorrogada por la Entidad Gestora por un plazo de máximo de ciento ochenta días más.

Por resolución de los servicios sociales el trabajador está afecto a un grado de discapacidad del 65%.

Pese al anterior juicio clínico, el INSS dicta resolución denegando las prestaciones por incapacidad permanente por considerar que las lesiones que aqueja el trabajador no alcanzan un grado suficiente de disminución de su capacidad laboral.

Contra dicha resolución denegatoria el trabajador interpone reclamación previa que se resuelve manteniendo la calificación inicial de denegación de las prestaciones.

El paciente inicia los trámites judiciales presentando demanda ante los Juzgados de lo Social que se resuelve en un primer momento en contra de los intereses del mismo alegando que cuando se denegó por primera vez el grado de IPT por resolución del INSS ya sufría limitaciones en la movilidad de cadera y pie, con necesidad de apoyo externo, no pudiendo realizar actividades que impliquen esfuerzos físicos, posturas forzadas y deambulación prolongada, lo que evidencia que ha podido realizar su profesión habitual al trabajar con posterioridad. Motivación con la que no se está de acuerdo por lo que se recurre ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

El propio informe médico de valoración de incapacidad laboral elaborado un mes antes de la desestimación de la Incapacidad Permanente constata que el trabajador esta limitado para esfuerzos físicos intensos y moderados, carga de objetos pesados, sobrecargas posturales, posturas forzadas y mantenidas, bipedestación mínimamente prolongada y deambulación de mínima a moderadamente prolongada, con necesidad de apoyo externo.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 En este punto, el tribunal ha tenido en cuenta la profesión habitual del trabajador, Auxiliar de Vigilante, que implica las siguientes funciones: Vigilancia, mantenimiento y limpieza de las instalaciones; limpieza de rampas de acceso al garaje 2; vaciado y limpieza de papeleras; sacar los cubos de basura y limpieza de los mismos; cambiar luces fundidas en el techo del garaje, techos situados a 5 metros de altura para lo cual utiliza un andamio con ruedas; limpieza del garaje completo y diario; pintar líneas de demarcación de plazas de garaje y demás zonas que lo necesiten por el uso diario; limpieza y mantenimiento de los aseos, barandillas y puertas peatonales que utilizan diariamente las propietarios o inquilinos de las plazas de garaje, etc.

Entiende el Tribunal en este caso, que las patologías sufridas por el trabajador, así como las secuelas que de las mismas se derivan, no permiten al mismo cumplir con las funciones propias de su profesión habitual, que exigen bipedestación y deambulación mantenida, con eficacia, continuidad y rendimiento exigibles, a lo que no obsta ya en el año 2012 las presentara y continuara trabajando porque con las múltiples intervenciones quirúrgicas posteriores su cuadro médico ha empeorado, por lo que el Tribunal entienda que es acreedor de Incapacidad Permanente Total.

 

Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

                                                << Caso real nº 58                                    Caso real nº 60>>


 

Sentencia del Tribunal Superior de Justicia estimatoria de Incapacidad Permanente Total para la profesión de Auxiliar de Vigiliancia a trabajador limitado para deambulación y bipedestación minimamente prolongadas

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

La mayoria de las personas afectas por patologías que merman su capacidad laboral, permanecen en situación de baja por Incapacidad Temporal un periodo que puede llegar a alcanzar los 18 meses. Una situación angustiosa de por si, que empeora cuando el INSS, tras esa larga baja emite el alta de los pacientes de forma casi sistemática sin entrar a valorar el alcance las limitaciones y secuelas padecidas.


Sabemos que detrás de ese tipo de decisiones se esconden probablemente motivos puramente económicos y presupuestarios.


Si enfrentarse a un proceso judicial es penoso en la gran mayoría de los supuestos, en casos en los que se pide una ayuda en forma de pensión por no poder realizar la actividad laboral que se venía ejerciendo, la desdicha se multiplica por diez, pues la persona imposibilitada, con el ánimo debilitado por las dolencias que sufre, comprueba que el Estado en lugar de prestarle el amparo esperado y necesario en esos complicados momentos, deniega casi sistemáticamente las solicitudes sin realizar un profundo y objetivo estudio de la reclamación que le es planteada.

Afortunadamente los Juzgados y Tribunales vienen corrigiendo el criterio austero que mantiene la Administración a la hora de reconocer prestaciones de Incapacidad Permanente pero para ello hay que plantear las demandas de forma fundada y sustentadas en informes médicos que acrediten las limitaciones del trabajador y su influencia en el ámbito laboral.


Es conveniente que, la propia solicitud realizada al INSS en reclamación de las prestaciones por Incapacidad Permanente, se sustente con informes médicos que reflejen de forma detallada las patologías padecidas y las limitaciones secuelas que estas generan en relación con las actividades laborales desempeñadas, o, en relación con cualquier actividad laboral. De esta forma, tendremos abierta incluso la posibilidad de que la solicitud planteada sea estimada en todo o en parte por la Seguridad Social y, en caso de denegarse, se habrá iniciado el camino idonéo para proseguir la batalla en el ámbito judicial.


Los abogados que tratamos habitualmente con personas enfermas sabemos lo mucho que significa y que implica tener una pensión que, al menos, les permita no tener que añadir la penuria económica a su complicada situación personal y, en muchas ocasiones, familiar.


Los procesos judiciales por Incapacidad Laboral, no suelen ser procesos sencillos. En muchas ocasiones hay que acudir a instancias judiciales superiores para lograr el resultado pretendido, pero he de reconocer que es impagable la satisfacción profesional que se siente cuando se ve que el esfuerzo empleado ha servido para que el cliente, que acudió un día desesperado al despacho obtenga, al menos, la tranquilidad que supone tener cubiertas una parte de sus necesidades económicas. No hay que olvidar, que este tipo de prestaciones no son ningún regalo de la Seguridad Social sino que son el resultado de las aportaciones realizadas por los trabajadores a lo largo de su vida laboral para cubrir esta tipo de contingencias.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Mi especialización en este campo vino en sus inicios determinado por la tramitación de un proceso de solicitud de Incapacidad Permanente en la persona de un familiar aquejado de Fibromialgia, Síndrome de Fatiga Crónica y Sensibilidad Múltiple, viviendo con ello en primera persona el sufrimiento, desasosiego y desánimo que acompañan al afectado y a su entorno, por eso dedico un apartado específico a estas enfermedades de Sensibilización Central.


Sabréis que ante una situación de Incapacidad para el desarrollo habitual del trabajo existe en primer lugar la vía de la Incapacidad Temporal con una duración máxima general de 18 meses y que se utiliza en aquellos casos en los que el trabajador padece limitaciones de carácter temporal y no definitivo. Dichos períodos de Incapacidad Temporal siempre se realizan con  el objetivo de recuperar la capacidad laboral. En el supuesto de que las limitaciones, consecuencia de la/s patologías padecidas tengan un carácter crónico o presumiblemente definitivo, o bien transcurrido el periodo máximo general de 18 meses no se haya alcanzado la capacidad laboral, nos situaríamos en el ámbito de la Incapacidad Permanente.


La Incapacidad Permanente está regulada en la vigente Ley General de Seguridad Social y contempla cuatro grados: Incapacidad Permanente Parcial, Incapacidad Permanente total para la profesión habitual, Incapacidad Permanente Absoluta para toda profesión u oficio y Gran Invalidez.(Ver artículo en este mismo Blog)


En el caso de trabajadores ( funcionarios públicos ) incluidos en MUFACE, el régimen jurídico aplicable es diferente a lo anterior, contemplándose exclusivamente la denominada Jubilación por Incapacidad Permanente.


Espero que el artículo os haya servido de ayuda.


Vicente Javier Saiz Marco, abogado especialista en Incapacidad Laboral.

 


 

En el presente caso estamos ante unas secuelas de larga evolución que afectan la esfera psíquica de la trabajadora. Múltiples informes reflejan que la trabajadora padece sintomatología de ansiedad y miedo a salir sola a la calle. Este conjunto sindrómico de Trastorno obsesivo y enfermedad con agorafobia se ha ido manteniendo estos años con apenas variación. Ni la farmacología ni la terapia psicológica han conseguida mejorar el cuadro. La encronización del proceso augura una mala evolución por lo que no parece que pueda producir mejoría a corto y largo plazo. Los facultativos que han valorado a la trabajadora coinciden en este diagnostico y en el alcance de las secuelas.


Además, asocia cuerda vocal paralizada y parálisis en el 6º par del ojo izquierdo.

 

La trabajadora solicita el reconocimiento de las prestaciones por incapacidad permanente. El INSS emite resolución a través de la cual deniega la petición. La paciente inicia trámites judiciales y es en el Juzgado de lo Social donde obtiene respuesta favorable a su estado clínico – laboral.



La sentencia estimatoria de la pensión de invalidez en grado de absoluta indica que la trabajadora presenta neurosis obsesiva y agorafobia de larga evolución con ataques de pánico. Presenta temor a salir sola a la calle debiendo estar acompañada por alguien.



El Juzgador determina que han quedado acreditadas las lesiones y secuelas antes indicadas. En este caso, se valora como enfermedad más grave una neurosis obsesiva y agorafobia de larga evolución y como consecuencia de las mismas la trabajadora se encuentra incapacitada para estar sola, lo que incluye poder salir de su casa. La Sala entiende que queda evidente que salvo para trabajos muy puntuales que puedan desarrollarse en el propio domicilio, cualquier actividad laboral exige el tener que desplazarse al centro de trabajo. Es en este desplazamiento en el que se manifiesta la incapacidad de la trabajadora para afrontarlo siendo imposible que pueda trabajar al no poder acceder a su puesto de trabajo.



En la prueba pericial practicada se puso de relieve que en alguna etapa de su vida algún miembro de su familia la acompañaba al trabajo, pero no deja de ser una ayuda excepcional que no afecta a su capacidad- en este caso incapacidad- para llevar a cabo una actividad productiva.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

En virtud de lo que, se reconoce que la trabajadora esta incapacitada para el desempeño de cualquier actividad laboral, con derecho a una prestación del 100% de su base reguladora.



Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

                                      << Caso real nº 57                              Caso real nº 59>>


 

Sentencia estimatoria de Incapacidad Permanente Absoluta por Neurosis obsesiva y agorafobia

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

La Incapacidad Permanente viene definida como la situación laboral de un trabajador que, tras haber sufrido una enfermedad o accidente, haberse sometido a un tratamiento y haber recibido el alta médica, ve reducida o incluso anulada su capacidad laboral.


Dicha prestación tiene como objetivo cubrir la pérdida de ingresos que sufre el trabajador, ya que como beneficiario, sus lesiones, que han debido de ser correctamente objetivadas, manifiestan en el unas secuelas irreversibles, aun con tratamientos paliativos, que no tienen curación.

Existen cuatro grados de Incapacidad:


IPP: Incapacidad Permanente Parcial.

Este grado de invalidez implica una disminución de hasta un 33% en el rendimiento del trabajador para la actividad laboral que desempeña, pero no impide el desempeño de las principales tareas que implica su trabajo, por lo que en consecuencia, el trabajador debe seguir en su puesto de trabajo.

La cuantía con que se indemniza es el correspondiente a 24 mensualidades de la base reguladora.

El abono de dicha cuantía se hará en un único plazo y estará sujeta a la tributación en los términos establecidos por ley.

 

IPT: Incapacidad Permanente Total

Este grado de invalidez implica que el trabajador queda invalidado para el desarrollo de su actividad laboral habitual, pero puede dedicarse a cualquier otro trabajo siempre y cuando no incluya las principales funciones de la que hasta ese momento era su profesión habitual.

La prestación se corresponde con un 55% de la base reguladora, que se verá incrementada en un 20% a partir de los 55 años, debido a la dificultad añadida que supone encontrar un empleo a partir de esa edad. Dicha mejora económica deberá de ser solicitada por el propio beneficiario a partir de que cumpla dicha edad. Este incremento no se aplica en caso de compaginar la pensión reconocida con otro puesto de trabajo.

Los efectos económicos de la prestación se llevarán a cabo a partir del mismo día de la propuesta de la declaración de Invalidez o el día siguiente a la extinción de la Incapacidad Temporal. 

Los pagos de la prestación se realizarán en 14 pagas (siendo dos de ellas extraordinarias), en situación de enfermedad común o accidente no laboral. Si por el contrario, el trabajador se ha enfrentado a un accidente de trabajo o enfermedad profesional, el abono se realizará en doce pagas.

La prestación por IPT tiene garantizadas unas cuantías mínimas, se revalorizará de forma anual y estará sujeta a  tributación de IRPF.

 

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

IPA: Incapacidad Permanente Absoluta

Este grado de invalidez implica que el trabajador queda invalidado para el desempeño de cualquier actividad laboral.

La cuantía a percibir por el beneficiario supone el 100% de la base reguladora.

La situación en cuanto a los efectos económicos es la misma que en la IPT; se llevarán a cabo a partir del mismo día de la propuesta de declaración de Incapacidad Permanente o el día siguiente a la extinción de la Incapacidad Temporal.

En el caso de enfermedad común o accidente no laboral, los pagos se realizarán en 14 pagas, dos de ellas extraordinarias. Si la situación es la contraria, por enfermedad profesional o accidente de trabajo, entonces el abono se hará en 12 pagas anuales.

En cuanto a la tributación, la prestación por IPA se encuentra exenta de retenciones de IRPF.



GI: Gran Invalidez

Este grado de Invalidez implica que el trabajador incapacitado necesita asistencia para la realización de actividades básicas, esenciales y cotidianas de la vida diaria.

La cuantía de la prestación a percibir por el beneficiario será del 100% de la base reguladora mas un complemento destinado al pago de la persona encargada de la asistencia.

Los efectos económicos de la prestación se llevarán a cabo a partir del mismo día de la propuesta de la declaración de Invalidez o el día siguiente a la extinción de la Incapacidad Temporal. 

Los pagos de la prestación se realizarán en 14 pagas (siendo dos de ellas extraordinarias), en situación de enfermedad común o accidente no laboral. Si por el contrario, el trabajador se ha enfrentado a un accidente de trabajo o enfermedad profesional, el abono se realizará en doce pagas.

 

 

La trabajadora fue operada de carcinoma de mama derecha en febrero de 2013. Después fue tratada con quimioterapia adyuvante. Se somete a mastectomía, linfadenectomía, radioterapia y hormonoterapia. Como consecuencia de la hormonoterapia le quedan secuelas de osteoporosis de alto riesgo en columna dorsolumbar. Además, la transformación del tumor obliga a un nuevo tratamiento el cual conlleva una toxicidad cardiaca que ha producido a la trabajadora una función sistólica global deprimida.

La cirugía realizada con vaciamiento axilar y radioterapia lleva implícito un linfedema del brazo con pérdida de movilidad que impide coger peso. Los facultativos que tratan a la trabajadora manifiestan que esta ha presentado efectos colaterales muy importantes secundarios a la quimioterapia y a la hormonoterapia, así como pérdida de movilidad y fuerza en el brazo, por lo que no puede desarrollar su actividad laboral habitual.



Como consecuencia de lo anterior, la trabajadora permanece de baja por Incapacidad Temporal 18 meses. Es valorara por el EVI y el médico evaluador constata que presenta limitaciones para tareas de importante sobrecarga del miembro superior derecho.



La profesión habitual de la trabajadora es la de profesora de educación infantil. Realiza tareas de manipulación manual de cargas, ya que trabaja con niños de 0 a 3 años. Su estado clínico ha sido valorado por el Departamento de Vigilancia de la Salud con calificación de no apta para su trabajo habitual, y recomendación de evitar manipulación manual de cargas.



Pese a ello, el INSS deniega las prestaciones por Incapacidad Permanente. En vía administrativa mantiene el criterio desestimando la reclamación previa presentada por la trabajadora.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Ya en vía judicial la paciente obtiene el merecido reconocimiento de las prestaciones por Incapacidad Permanente Total. La sentencia concluye que queda acreditada la pérdida de fuerza y movilidad del brazo, y que tales limitaciones impiden el desarrollo de su actividad laboral habitual.



Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

                                       <<Caso real nº 56                         Caso real nº 58>>

 


 

Sentencia estimatoria de Incapacidad Permanente Total para la profesión de Profesora de educación infantil por secuelas de cancer de mama

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

El demandante padece de Discopatía degenerativa y protusiones discales C3- C4, C4- C5 y C5 –C6. El dolor cervical que le aqueja es de 3 años de evolución y se reproduce de forma continua empeorando con los movimientos y posturas mantenidas, irradiándose hacia la zona occipital. Asimismo, presenta dolor con la flexoextensión de la columna, en la musculatura paravertebral bilateral al igual que en ambos trapecios habiendo clara manifestación de cervicalgia mecánica según lo manifestado por los traumatólogos. Asocia hernia discal paracentral derecha L5-S1 y Hernia discal L4- L5 izquierda.



El cuadro patológico descrito implica dolores a todos los niveles de la columna.

 

Junto a la Discopatía degenerativa y la Cervicalgia, el trabajador presenta, por un lado, hipoacusia de origen cervical, por otro, ha sido intervenido por Hallux valgus con lesión ósea en cabeza de M1. La cefalea opresiva que presenta se acompaña de mareo e inestabilidad.


Los facultativos insisten en que evite cargar con pesos y que evite realizar esfuerzos, descartando tratamiento quirúrgico. Además, los frecuentes episodios de vértigos periféricos en relación con su patología cervical le limitan en sus actividades básicas de la vida diaria y le obligan a permanecer en reposo siendo difícil el manejo farmacológico.


Con este cuadro patológico y tras el inicio de expediente de incapacidad permanente, a juicio del Equipo de Valoración de Incapacidades, el trabajador presenta limitación para actividades de altas exigencias físicas, las que impliquen levantar y transportar pesos, las de sobrecarga del esqueleto axial y aquellas en que una alteración súbita del nivel de conciencia suponga riesgo específico. Pese a lo cual, el INSS dicta resolución denegando las prestaciones por incapacidad permanente por considerar que las lesiones que aqueja el trabajador no revisten de entidad suficiente como para mermar su capacidad laboral.


El trabajador presenta reclamación previa frente a la resolución denegatoria. El INSS mantiene la valoración inicial y desestima la reclamación. El paciente inicia los trámites judiciales presentando demanda ante los Juzgados de lo Social.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Tras la celebración de la vista, el Juzgador determina que las dolencias declaradas probadas del trabajador han podido determinarse en base al informe de evaluación médica y resto de documentación médica aportada, y pericial médica privada coincidiendo esencialmente en las patologías principales y discrepando en el carácter invalidante de las mismas. Los informes señalan que los facultativos descartan la opción quirúrgica en diversas ocasiones tanto para la afectación cervical como lumbar. La Sentencia constata que el trabajador presenta un estado secuelar que a nivel laboral desaconseja tareas de esfuerzo, manejo de cargas las que impliquen levantar y transportar pesos, las de sobrecarga del esqueleto axial y aquellas en las que una alteración súbita del nivel de conciencia suponga riesgo específico.



Las tareas fundamentales del trabajador como encargado de almacén son las de preparar pedidos, controlar las entradas y salidas de mercancías, cargar y descargar con ayuda de otros operarios las mercancías recepcionadas, distribuye las mercancías, selecciona y clasifica los productos, controla el estado de las materias (envases, embalajes, etiquetas, etc) , actualiza inventarios, etc.


El juzgador entiende que se trata de tareas que requieren en concreto la colocación de mercancías así como su entrada y salida, esfuerzo de cargas por mucho que se auxilie de elementos mecánicos, presenta episodios frecuentes de vértigos periféricos que le limitan incluso en sus actividades básicas de la vida diaria y que le obligan a permanecer en reposo con difícil manejo farmacológico, por lo que, procede la estimación de la demanda y declarar al trabajador afecto de incapacidad permanente total para la profesión de Encargado de almacén.



Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

                                                 << Caso real nº 55                            Caso real nº 57>>


 

Sentencia del Juzgado de lo Social de Madrid que reconoce afecto de Incapacidad Permanente Total para la profesión habitual a encargado de almacen con secuelas a nivel cervical y lumbar

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

En el presente supuesto, el trabajador obtiene el reconocimiento de invalidez para la profesión habitual de cerrajero en vía administrativa. Los hechos ocurrieron de la siguiente manera.


El trabajador padece secuelas por Carcinoma epidermoide de pene. Ha sido intervenido en varias ocasiones. La primera en julio de 2014 y la segunda en agosto del 2014, así como en agosto de 2015. Los informe médicos atestiguan molestias y dolor al andar, condicionados por linfocele izquierdo que le limita la deambulación a intervalos de 10-15 minutos. Informes posteriores reiteran que el linfocele le produce muchas molestias y dificultad en la marcha.
 

Asimismo, el paciente presenta limitaciones a nivel neumológico. El diagnosticado refleja SAHS muy severo con mala tolerancia a la CPAP.



Consecuencia de estas lesiones, el trabajador doce meses, después pasa a control del INSS, y este organismo le reconoce prórroga por un plazo máximo de ciento ochenta días. Durante la baja por Incapacidad Temporal es valorado en dos ocasiones por el EVI. El primer examen médico revela limitación para deambulación prolongada y SAHS muy severo. La segunda evaluación evidencia limitación para esfuerzos físicos intensos y continuados.



Tras el inicio de expediente de Incapacidad Permanente, a pesar de las valoraciones antes citadas de los médicos evaluadores, el INSS dicta resolución denegando las prestaciones solicitadas. Teniendo en cuenta que la profesión de cerrajero implica trabajar con maquinaria pesada y peligrosa, con carga y traslado de pesos, así como, conlleva bipedestación y deambulación prolongada y sobreesfuerzos, el trabajador al verse impedido para estas tareas impugna la resolución de la Entidad Gestora presentando reclamación previa.

Finalmente, el INSS estima la reclamación previa y reconoce afecto de incapacidad permanente total al trabajador, con derecho a una pensión del 55% +20% por tener más de 55 años, de la base reguladora.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Este proceso administrativo ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 


 

Reclamación previa

Resolución estimatoria de Incapacidad Permanente Total a trabajador con secuelas por Carcinoma epidermoide de pene y SAOS muy severo


 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

En el supuesto que nos ocupa, la trabajadora permanece de baja por Incapacidad Temporal desde octubre de 2009 hasta octubre de 2011y posteriormente desde diciembre de 2011 hasta enero de 2013. En mayo de 2013 tras inicio de expediente por incapacidad permanente, el INSS reconoce invalidez en grado de Total para la profesión habitual.



La profesión habitual de esta trabajadora era de administrativa. Padece hernia discal cervical C5-C6 intervenida, artrodesis cervical C5-C6, discartrosis cervical evolucionada, Discartrosis lumbar severa, hernia discal L4-L5, Artrosis L4-L5, cadera derecha en resorte, radiculopatía crónica L5-S1 derecho.

Presenta reclamación previa frente a la resolución que reconoce Incapacidad permanente Total solicitando el reconocimiento del grado de Absoluta. El INSS desestima la petición y la trabajadora inicia la vía judicial.



El Juzgado de lo Social considera que las lesiones que presenta la paciente revisten de suficiente entidad para ser acreedora de una pensión por Invalidez en grado de Absoluta. Para acceder a la sentencia estimatoria de Incapacidad Permanente Absoluta haga click aquí.  Sin embargo, la Entidad Gestora se muestra disconforme con la resolución judicial presentando recurso de suplicación.



La sentencia del TSJ refleja que la realización de una actividad laboral, por liviana que sea, incluso las sedentarias, solo puede consumarse mediante la asistencia diaria al lugar de trabajo por sus propios medios, la permanencia en el mismo durante toda la jornada laboral, debe poder realizarse con un mínimo de profesionalidad, rendimiento y eficacia, actuando de acuerdo con las exigencias de todo orden que comporta la integración en una empresa, en régimen de dependencia de un empresario, dentro de un orden preestablecido y en interrelación con los quehaceres de otros compañeros, por cuanto no es posible pensar que en el amplio campo de las actividades laborales exista alguna en la que no sean exigibles esos mínimos de dedicación, diligencia y atención que son indispensables en el más simple de los oficios y en la última de las categorías profesionales.



El criterio de posibilidad de desplazamiento al puesto de trabajo en condiciones que lo permitan es también utilizado judicialmente para poder reconocer el grado de IPA, así por ejemplo, la limitación provocada por el cuadro clínico con referencia, rpincipalmente, a los miembros inferiores, con dificultad para la deambulación y la “utilización de medios de transporte público o privado”, hace poco menos que utópico pensar que exista actividad que pueda llevarse a cabo “cuando para trabajar es preciso desplazarse al puesto a desempeñar y uno o dos viajes de ida y vuelta diarios”.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

En base a ello y a resulta de las dolencias antes descritas de hernia discal cervical C5-C6 intervenida, artrodesis cervical C5-C6, discartrosis cervical evolucionada, Discartrosis lumbar severa, hernia discal L4-L5, Artrosis L4-L5, cadera derecha en resorte, radiculopatía crónica L5-S1 derecho, la Sala considera que la trabajadora está limitada, como refiere el informe médico de síntesis, para actividades que exijan de mínimos esfuerzos, cargas, sobrecargas y desplazamientos, así como para bipedestación y sedestación mantenida, con lo que su capacidad residual está agotada, viniendo por completo inhabilitada para cualquier trabajo por liviano que sea, al carecer de posibilidad de desplazamiento al puesto de trabajo y realizar mínimos esfuerzos. En definitiva, el Tribunal Superior de Justicia avala la sentencia de Incapacidad Permanente Absoluta reconocida y desestima el recurso del INSS.



Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 

                                               << Caso real nº 54                       Caso real nº 56>>


 

Sentencia del TSJ de Madrid que confirma la Sentencia del Juzgado de lo social por la que se reconoce afecta de Incapacidad Permanente Absoluta a trabajadora con secuelas por hernia discal cervical, discartrosis lumbar severa, etc.

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

Unos 3.000 aragoneses padecen Espondilitis Anquilosante, una enfermedad inflamatoria de la columna y de las articulaciones sacroilíacas.

Su principal característica es el dolor de espalda, aunque se trata de una patología que va mucho mas allá del dolor. Su sintomatología, es muy mordaz en determinados casos y puede afectar tanto a la vida personal, familiar y social como al ámbito laboral de los pacientes.

 

Las secuelas que produce, fatiga intensa, rigidez en la columna acompañada de dolor articular, movilidad reducida, encorvamiento, dolor de cuello, fiebre condicionan sobremanera la vida, no solo de los pacientes, sino de su entorno familiar.

 

 

Según estudios de prevalencia realizados, el 20% de los pacientes de esta patología tienen antecedentes familiares con Espondiloartritis. Los afectados y familiares pueden consultar sus dudas en la página www.miraporsuespalda.com, una web con información y recursos sobre estas enfermedades.

 

El hospital Ernest Lluch de Calatayud organizó el pasado diciembre, una jornada con el objetivo de ayudar a los pacientes y a su entorno a conocer mejor la enfermedad y que puedan tener herramientas útiles a la hora de enfrentarse a ella.

 

Entre dichas herramientas, se encuentra la información sobre el carácter hereditario de las Espondiloartritis o la importancia de la rehabilitación como parte del tratamiento multidisciplinar. En la reunión participaron aragoneses afectados que relataron sus vivencias y sus distintas formas de abordar una enfermedad con un sin fin de secuelas.

 

Según explicó el doctor Juan Carlos Cobeta García, del servicio de Reumatología del hospital Ernest Lluch, la Espondilitis Anquilosante es "una enfermedad sistémica cuya principal manifestación es el dolor y la sensación de rigidez en la espalda, pero se trata de una patología que va mucho más allá del dolor de esto. Puede afectar negativamente en muchos aspectos cotidianos de las personas que la padecen", dijo.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

Al hilo de este tema, queremos agradecer la confianza que AEEF, Asociación de Enfermos de Espondilitis de Fuenlabrada, y AMDEA, Asociación Madrileña de Espondilitis y Artritis, han depositado en nosotros a la hora de asesorarles y de defender sus derechos legales a la hora de conseguir su merecida prestación por Incapacidad Permanente.

 


 

Sentencia que reconoce afecto por Incapacidad Permanente Total a trabajador que padece secuelas por Espondilitis Anquilosante

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

Asesoramiento medico - jurídico adecuado durante todo el proceso  por un Abogado Especialista en Incapacidad Laboral y un Médico perito especializado: La recomendación es confiar su proceso a profesionales especialistas en Incapacidad Laboral que guiarán sus pasos y resolverán sus múltiples dudas como ejemplo, que hacer si le han dado el alta durante el período de Incapacidad Temporal y no puede incorporarse a su trabajo, que hacer si ha pasado la revisión del Tribunal Médico y le han denegado la Incapacidad Permanente o que hacer si, simplemente, se encuentra trabajando y su enfermedad no le permite continuar.

Período mínimo de cotización: Toda persona que solicite una prestación de Incapacidad Permanentenecesita cubrir un periodo de cotización mínimo necesario para acceder a una pensión de Incapacidad, salvo que la causa de la Invalidez se derive de un accidente laboral o no, o de una enfermedad profesional. Dicho período previo de cotización variará según la edad del solicitante al tiempo de tramitar la pensión.

 

Incompatibilidad entre trabajo y solicitud de prestación por Incapacidad Permanente: La solicitud de Incapacidad Permanente se puede tramitar estando trabajando pero lo cierto es que, si no pasa por un periodo previo de Incapacidad Temporal las posibilidades de concesión son muy escasas. Una vez haya obtenido la pensión de Incapacidad Permanente las únicos grados que son incompatibles con el desempeño de alguna actividad laboral son la Incapacidad Permanente Absoluta y la Gran Invalidez. Por el contrario los grados que admiten la posibilidad de ser compatibles con un trabajo son las pensiones de Incapacidad Permanente Parcial y la Incapacidad Permanente Total.

 

Presentar en el plazo legal la Reclamación Previa: Tras una denegación de Incapacidad Permanente por parte del INSS, se debe presentar un Escrito de Reclamación Previa en el plazo de treinta días. La realización de este escrito tiene carácter obligatorio y una vez sea contestado se abre la posibilidad de acudir a la vía judicial.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 Informes médicos: Es importante tener un buen numero de informes que describan la enfermedad del paciente y describan las limitaciones que la enfermedad provoca en el enfermo. Todos los informes son validos, los del medico de atención primaria, los de los médicos especialistas de la sanidad pública y también los de los médicos especialistas de la sanidad privada en caso de haber recurrido a ellos. Respecto a estos últimos conviene aclarar que, aunque por lo general, su validez es menor para el INSS, por el contrario si son valorables en los juzgados en caso de presentar demanda judicial.

 


 

 

Se ofrece esquema indicativo con los trámites administrativos y judiciales que se han de seguir en caso de que obtenga una resolución del INSS denegando la prestación de Incapacidad Permanente.

 

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

En el presente caso, inicialmente la trabajadora tenía reconocida incapacidad permanente en grado de absoluta, después tras una revisión de oficio el INSS resuelve que su estado clínico ha experimentado mejoría por lo que reduce el grado de incapacidad, determinado una afectación en grado de Total para el desempeño de la profesión habitual. El Juzgado de lo Social de Madrid revoca la resolución y determina que la trabajadora debe seguir cobrando la pensión de invalidez absoluta.

La trabajadora presenta un cuadro clínico de Meningioma del foramen magno tratado con cirugía (En 02/12 resección parcial vía transesfenoidal transclival) y Radioterapia esteroataxica; resto en lado derecho de foramen magno en contacto con arteria vertebral. En base a este diagnostico, en septiembre de 2013 el INSS reconoce una afectación para cualquier tipo de trabajo con derecho a las prestaciones por incapacidad permanente en grado de absoluta.

 

Un año después, la Entidad Gestora inicia de oficio expediente de revisión de grado. Consecuencia de ello, el EVI cita a la paciente para valorar su cuadro clínico. En este examen médico además de la persistencia de la sintomatología anterior ya presente en 2013, los facultativos aprecian las siguientes nuevas secuelas: condromalacia rotuliana grado IV bilateral y discartrosis cervical y dorsal. Sin embargo, el médico evaluador determina que el cuadro clínico no ha experimentado variación significativa respecto a la anterior valoración. Es decir, que el cuadro clínico sigue siendo el mismo que en el momento en que se reconoció la incapacidad permanente absoluta. A pesar de ello y en contra del criterio de los médicos del EVI, el INSS rebaja el grado de invalidez a Total para la profesión habitual, con derecho a una pensión del 55% de la base reguladora.

 

La trabajadora, disconforme con tal decisión, presenta reclamación previa. El INSS mantiene su criterio desestimando la petición. Se presenta demanda ante los juzgados de lo social, solicitando que se mantenga el grado de absoluta.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

 

El juzgador valora que “la trabajadora tiene persistencia de resto de meningioma en contacto con arteria vertebral derecha la cual muestra calibre reducido y aparece adherida a pared posterior de resto tumoral y se solapa con bulbo raquídeo sin que se objetive alteración de señal del mismo; cervicalgia mecánica con limitación de movilidad global cervical y sensación de inestabilidad. En las conclusiones de dicho equipo de evaluación de incapacidades se hace constar que “sin variación significativa respecto de anterior valoración”. Lo anterior, estima el juzgador a quo, supone que el INSS no ha acreditado la mejoría de la trabajadora que justifique que pase a estar afecta de incapacidad permanente total y no a incapacidad permanente absoluta y, por tanto, se ha de estimar la demanda y revocar la resolución de revisión por mejoría del INSS. Finalmente, la trabajadora recupera su derecho a una pensión del 100% de la base reguladora con efectos retroactivos al momento de la revisión.

 

 Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 

                                               << Caso rela nº 50                          Caso real nº 52>>

 


 

Sentencia del Juzgado de lo Social de Madrid que revoca la resolción del INSS de Incapacidad Permanente Total como consecuencia de revisión de grado de oficio, y falla a favor de la trabajadora reconociendo que sigue afecta de invalidez absoluta

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

 

Con carácter previo a la sentencia estimatoria de Incapacidad Permanente Total para la profesión habitual, la trabajadora ha permanecido de baja por Incapacidad Temporal durante 23 meses, a falta de un mes para agotar el tiempo máximo establecido de 2 años. El INSS deniega las prestaciones de Incapacidad permanente y emite el alta. La trabajadora presenta Reclamación previa, obtiene respuesta desestimatoria de la petición formulada, por lo que, inicia la vía judicial.

 

La trabajadora es Monitora de Centro de Día. Su trabajo consiste en acompañar en una de las rutas a personas mayores (ancianos, en sillas de ruedas y sin silla de ruedas) y en la otra a alumnos con alguna discapacidad y necesidad de atención especial (de entre 2 a 19 años) en los trayectos. Realiza funciones de subir o bajar del autobús a los usuarios y también manejo de sillas de ruedas en los mismos, entre otros.

En abril de 2012 la trabajadora causa baja por Incapacidad Temporal. Después de 12 meses en esta situación pasa a control del INSS reconociéndosele una prórroga por un plazo máximo de ciento ochenta días. Durante dicho periodo el INSS incoa expediente de Incapacidad permanente con diagnóstico de contusión del codo y antebrazo, Neuropatía comprensiva de nervio radial a nivel de humero distal y síndrome doloroso regional complejo. Las limitaciones orgánicas y funcionales que objetiva el médico evaluador son parestesias en territorio radial, no pudiendo completar puño o prensa con mano derecha por reagudización de dolor en territorio radial de mano y antebrazo derecho, enrojecimiento palmar y sudoración en mano derecha, Comprensión del nervio radial a nivel de húmero distal.

 

Agotados los 6 meses de prórroga y tenidas en cuenta la evolución y cronicidad de las secuelas que padece la trabajadora, la Entidad Gestora determina reconocer una segunda prórroga por un periodo máximo de ciento ochenta días notificando demora de la calificación. En marzo de 2014 el INSS resuelve que la trabajadora no presenta limitaciones orgánicas y funcionales que la incapaciten para el trabajo emitiendo el alta. La trabajadora agota la vía administrativa e inicia la judicial presentando demanda.

 

Durante el juicio queda acreditado que la evolución de las lesiones ha sido tórpida presentando la trabajadora limitación importante para la actividad funcional global del miembro superior derecho. Asimismo, la prueba pericial constata que las posibilidades terapéuticas sí están agotadas desde el punto de vista traumatológico (hecho controvertido por parte del INSS) y se subraya que la enfermedad de la paciente es crónica “Síndrome regional complejo tipo I”, siendo tal delimitación la de síntomas, no se conoce la etiología ni la forma de tratar, salvo paliativos. Además, el resultado al tratamiento de la Unidad del Dolor ha sido muy limitado.

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

El Juzgador de instancia señala que para la resolución de este procedimiento se debe tener en cuenta la profesión que desarrolla la trabajadora, cual es Monitora de Centro de Día. Dicho trabajo implica funciones de traslado de personas con limitaciones (bien sea como estaba realizando para el transporte hasta el centro o en el propio centro). Se ha acreditado que la paciente está limitada en la funcionalidad del brazo derecho, tanto por la pérdida de fuerza como por la sensibilidad de ese miembro, ante el síndrome desarrollado después de la lesión.
El tratamiento es paliativo, pero no existe tratamiento que incida en la mejora de la enfermedad, no se conoce actualmente como incidir en dicho síndrome o tratar el mismo.
De ahí, que aunque se haya constatado una mínima mejoría (leve mejoría) a través de la Unidad del Dolor el tratamiento en la misma también ha terminado y no implica que el dolor haya remitido para permitir la funcionalidad del miembro superior derecho.

La sentencia refleja que se debe estar de acuerdo con la pericial y con los Informes de la IT en los que se afirma que la actora no puede trabajar porque dicho síndrome conlleva claras limitaciones funcionales; la mejora del dolor puntualmente no supone que las limitaciones funcionales hayan variado, no han variado. Y por ello se debe entender que si no existe tratamiento de otro tipo con mejores resultados que incidan en la funcionalidad del brazo de la actora, no puede realizar las tareas fundamentales de su trabajo de monitora en Centro de Día, dedicada principalmente al acompañamiento en el transporte de personas con importantes limitaciones.

Por los anteriores motivos el Juzgado de lo Social de Madrid estima la demanda reconociendo a la trabajadora afecta de Incapacidad permanente Total con derecho a percibir una prestación del 55% de la base reguladora.

 

 Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 

                                      <<Caso Real nº 38                  Caso Real nº 40>>


 

Sentencia del Juzgado de lo Social de Madrid que resuelve reconocer a Monitora de Centro de Día afecta de Incapacidad Permanente Total

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 


Estás Aquí: Nombre y Apellidos Mostrando articulos por etiqueta: Abogado especialista incapacidad permanente

 

           QuieroAbogado en

             Redes Sociales

 Google +

Google+

  

Twitter

Twitter

   

Facebook

Facebook

   

alta-de-abogados-en-quieroabogado

Más de 200 Abogados Colaboradores

                ¡Síguenos!                      Altas limitadas a 500 letrados