urgencias-abogados

telefonos-de-abogados

presupuesto-de-abogado

alta-de-abogados-en-quieroabogado-2014Quiero Abogado

Quiero Abogado

Abogados-Consultas-Gratuita

hablar-reunir-con-abogado

Mostrando articulos por etiqueta: Abogado Gran Invalidez

La trabajadora padece Esclerosis múltiple desde el año 2002. Ha estado sometida a tratamiento inmunomodulador con diferentes fármacos, todos ellos suspendidos por ineficacia.

 

Desde febrero de 2010 nota un claro empeoramiento independiente de los brotes. En 2012 es ingresada por síntomas de pérdida de fuerza y sensibilidad en miembro inferior derecho, disartia y dificultad para la concentración. Se aplica tratamiento con esteroides intravenosos a altas dosis y posterior pauta oral descendente. Un mes después presenta empeoramiento progresivo, necesitando ayuda bilateral para caminar 10- 20 metros, dificultad en el inicio de la micción y cansancio acusado. Dada la marcada espasticidad en los miembros inferiores se inicia tratamiento rehabilitador y antiespástico.

 

De los informes médicos se deduce un claro empeoramiento de la situación clínica de la paciente con gran dificultad para cualquier actividad con mano y brazo derecho, estando gravemente limitada para escribir, hacer uso de ordenador, para el aseo personal, etc., al igual que está impedida para la marcha. Los facultativos manifiestan un pronóstico pésimo.

 

A mayor abundamiento, por un lado, la trabajadora tiene reconocimiento de la situación de dependencia de la Consejería de Asuntos Sociales de la Comunidad de Madrid con la aprobación de un programa individual de atención que incluye Servicio de ayuda a domicilio intensivo de 46 horas al mes y Servicio de tele asistencia domiciliario, y por otro lado, tiene reconocido un grado de discapacidad del 76%.

 

La profesión habitual de la trabajadora es la de Autónoma en empresa familiar.

 

A raíz de las secuelas que padece, la paciente causa baja por Incapacidad Temporal (IT) en 2012. Como consecuencia de la incoación de expediente de Incapacidad Permanente (IP), el Equipo de Valoración de Incapacidades (EVI) evalúa el estado de la trabajadora elaborando Informe Médico de Evaluación de Incapacidad laboral de fecha 11 de diciembre de 2013. En este se constata el diagnóstico de Esclerosis múltiple y se ven reflejadas las limitaciones orgánicas y funcionales siguientes:

Información sobre incapacidades laborales

Más información sobre Incapacidades


 

Vicente J Saiz Marco Abogado de Incapacidades
Por Vicente J. Saiz Marco - Abogado

 

-          Gran inestabilidad, no mantiene bipedestación por si misma

-          Pérdida de fuerza en miembros superior e inferior derechos

-          Dificultad en la atención – concentración

 

Con fecha 3 de marzo de 2014, el INSS emite resolución reconociendo a la trabajadora afecta de Incapacidad Permanente Absoluta con el derecho a percibir el 100% de su base reguladora.

 

No estando de acuerdo con la Resolución, la trabajadora presenta escrito de Reclamación previa solicitando el reconocimiento de la prestación de Gran Invalidez. El EVI vuelve a citar a la paciente y tras la evaluación realizada emite Informe Médico en el que reconoce limitación para la realización de una actividad reglada en general.

 

Finalmente, el INSS resuelve estimar la Reclamación previa presentada y reconocer a la trabajadora afecta de Gran Invalidez.

 

Se adjuntan:
Resolución  Incapacidad Permanente Absoluta
Reclamación previa solicitando Gran Invalidez
Resolución estimatoria de Gran Invalidez


                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                  

 Resolución Incapacidad Permanente Absoluta, Reclamación previa y Resolución estimatoria de Reclamación previa

 

 

 Descargar Documento Completo en PDF.


 

 

Dictada orden de embargo contra el pensionista mediante Decreto, este presenta escrito solicitando la nulidad del embargo del complemento de gran invalidez e insta que se proceda a recalcular las cantidades a embargar de acuerdo con el artículo 607 de la Ley de Enjuiciamiento Civil (LEC) que dice lo siguiente:

 

 

“Artículo 607 Embargo de sueldos y pensiones:

1. Es inembargable el salario, sueldo, pensión, retribución o su equivalente, que no exceda de la cuantía señalada para el salario mínimo interprofesional.

 

 

 

2. Los salarios, sueldos, jornales, retribuciones o pensiones que sean superiores al salario mínimo interprofesional se embargarán conforme a esta escala:

 

1.º Para la primera cuantía adicional hasta la que suponga el importe del doble del salario mínimo interprofesional, el 30 por 100.
2.º Para la cuantía adicional hasta el importe equivalente a un tercer salario mínimo interprofesional, el 50 por 100.
3.º Para la cuantía adicional hasta el importe equivalente a un cuarto salario mínimo interprofesional, el 60 por 100.
4.º Para la cuantía adicional hasta el importe equivalente a un quinto salario mínimo interprofesional, el 75 por 100.
5.º Para cualquier cantidad que exceda de la anterior cuantía, el 90 por 100.

 

 

3. Si el ejecutado es beneficiario de más de una percepción, se acumularán todas ellas para deducir una sola vez la parte inembargable. Igualmente serán acumulables los salarios, sueldos y pensiones, retribuciones o equivalentes de los cónyuges cuando el régimen económico que les rija no sea el de separación de bienes y rentas de toda clase, circunstancia que habrán de acreditar al Secretario judicial.

 

 

 

El ejecutado, declarado en situación de Gran Invalidez cobra una pensión de 1.333,56 euros y un complemento de 660,10 euros.

 

 

El Juzgado de Primera Instancia de Madrid declara la validez del Decreto que ordena el embargo de la prestación de Gran Invalidez del pensionista más el complemento que percibe para sufragar la ayuda de una tercera persona. El pensionista no estando de acuerdo interpone recurso de apelación contra dicha decisión.

 

 

La Audiencia Provincial estima la pretensión del pensionista basándose en los siguientes motivos.
Según el art. 605.4ºy siguientes de la LEC, los bienes inembargables por disposición legal, en general, son alimentos, combustible y otros que resulten imprescindibles para que el ejecutado y las personas de él dependientes puedan atender con razonable dignidad a su subsistencia. Con carácter general son inembargables el salario, sueldo, pensión, retribución o su equivalente, que no exceda de la cuantía señalada para el salario mínimo interprofesional. La legislación vigente determina que si el ejecutado es beneficiario de más de una percepción, se acumularán todas ellas para deducir una sola vez la parte inembargable. Y efectivamente, en este caso, se ha acumulado la prestación de Gran Invalidez y el complemento de la misma, restando la cuantía del salario mínimo interprofesional, privando así al pensionista de una necesidad vital y una ayuda indispensable para desarrollar su vida de una forma digna.

 

 

Además hay que tener en cuenta que el art.139 de la Ley General de Seguridad Social establece que la prestación económica correspondiente a la incapacidad permanente absoluta consistirá en una pensión vitalicia y si el trabajador fuese calificado de gran inválido, tendrá derecho a una pensión vitalicia  incrementándose su cuantía con un complemento, destinado a que el inválido pueda remunerar a la persona que le atienda. Por tanto, la cantidad que se percibe en concepto de complemento no tiene la cualidad de pensión, sino de complemento de la misma. Dicho complemento está destinado a que el inválido pueda remunerar a la persona que le atienda, esto es, a una finalidad concreta, determinada y básica; de ahí que resulte imprescindible para que el ejecutado y las personas de él dependientes  puedan atender con razonable dignidad a su subsistencia. Se trata de impedir que la ejecución forzosa destruya por completo la vida económica del pensionista y ponga en peligro su subsistencia personal y la de su familia.

 

 

En virtud de lo expuesto, los magistrados de la Audiencia Provincial de Madrid han estimado el recurso interpuesto por el pensionista, resolviendo que el complemento de la prestación de Gran Invalidez no es susceptible de embargo. 

 

 

Para acceder al texto del Auto pinche aquí

 

El demandante, auxiliar administrativo de profesión, como consecuencia de la gravedad de sus lesiones, solicitó el reconocimiento de la prestación de Gran Invalidez.

 

En 2011 el INSS resuelve declarar al trabajador afecto de Incapacidad Absoluta, derivada de enfermedad común, presentando las siguientes lesiones:

-          Retinosis pigmentaria con afectación grave de ambos ojos

-          Hipoacusia neurosensorial bilateral con escasos restos auditivos en ambos oídos, pérdida global del 100%.

 

Según el Informe Médico de Síntesis, el demandante presenta una Agudeza Visual de 0.3nm en ojo derecho y 0.05 en el izquierdo, pérdida global del 100% de audición en ambos oídos, considerando que estas lesiones y padecimientos hacen precisa la ayuda de terceras personas en la actividad de preparación de alimentos y vestuario, algunas tareas de higiene personal como afeitarse y colocación de los productos de higiene. Necesita ayuda para deambular fuera del domicilio.

 

No estando conforme con la resolución que le reconoce como beneficiario de la prestación por Incapacidad Permanente en grado de Absoluta, el demandante inicia la vía judicial interponiendo demanda contra el INSS y contra la Tesorería General de la Seguridad Social, solicitando el reconocimiento de la prestación por Gran Invalidez. Dicha demanda es desestimada y el trabajador recurre en suplicación. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid estima la pretensión del trabajador basándose en los siguientes fundamentos.

 

En primer lugar, se alude a jurisprudencia elaborada en esta materia, y más en concreto, examinando sentencias dictadas sobre ceguera total y situaciones asimilables en relación con la situación de gran invalidez y sobre la valoración o no de las circunstancias de adaptabilidad se expresa lo siguiente: “… cabe concretar como doctrina unificada que:

 

a) una persona que pueda ser considerada ciega, por estar indiscutidamente dentro de las categorías de alteración visual que dan lugar a la calificación de ceguera, bien por padecer ceguera total o bien por sufrir pérdida de la visión a ella equiparable (cuando, sin implicar una absoluta anulación de la misma, sea funcionalmente equiparables a aquella) reúne objetivamente las condiciones para calificarla en situación de gran invalidez;

 

b) aunque no hay una doctrina legal ni científico- médica indubitada que determine qué agudeza visual ha de ser valorada como ceguera, si puede afirmarse que, en general, cuando ésta es inferior a una décima en ambos ojos se viene aceptando que ello significa prácticamente una ceguera.

 

c) es claro que el invidente en tales condiciones requiere naturalmente la colaboración de una tercera persona para la realización de determinadas actividades esenciales en la vida, aunque no figure así en los hechos declarados probados de la correspondiente resolución judicial, no requiriéndose que la necesidad de ayuda sea continuada.

 

d) no debe excluir tal calificación de GI la circunstancia de quienes, a pesar de acreditar tal situación , especialmente por percibir algún tipo de estimulo luminoso, puedan en el caso personal y concreto, en base a factores perceptivos, cognitivos, ambientales, temporales u otros, haber llegado a adquirir alguna de las habilidades adaptativas necesarias para realizar alguno de los actos esenciales de la vida sin ayuda de terceros o sin necesidad de ayuda permanente, o incluso los que puedan llegar a efectuar trabajos no perjudiciales con su situación, con lo que, además, se evita cierto efecto desmotivador sobre la reinserción social y laboral de quien se halla en tal situación.”

 

En virtud de lo anterior, se estima la demanda interpuesta por el trabajador, ya que presenta una limitación severa de la visión de ambos ojos, próxima a la ceguera, y también una hipoacusia del 100% en ambos oídos, precisando la ayuda de terceras personas para vestirse, para que le preparen la comida y también para llevar a cabo algunas tareas relativas a la higiene personal, así como la ayuda necesaria para deambular fuera del domicilio.



Este proceso judicial ha sido defendido por el Letrado Vicente Javier Saiz Marco http://www.abogadoincapacidadpermanente.com/

 

Para acceder al texto de la Sentencia pinche aquí

 

                                     <<Caso Real nº 14                   Caso Real nº 16>>

 

           QuieroAbogado en

             Redes Sociales

 Google +

Google+

  

Twitter

Twitter

   

Facebook

Facebook

   

alta-de-abogados-en-quieroabogado

Más de 200 Abogados Colaboradores

                ¡Síguenos!                      Altas limitadas a 500 letrados