urgencias-abogados

telefonos-de-abogados

presupuesto-de-abogado

alta-de-abogados-en-quieroabogado-2014Quiero Abogado

Quiero Abogado

Abogados-Consultas-Gratuita

hablar-reunir-con-abogado

Mostrando articulos por etiqueta: Indemnizaciones por Accidentes de Tráfico

Novedosa e interesantísima Sentencia del Tribunal Supremo por la que se salva la laguna legal existente, acordando la compatibilidad de las Indemnizaciones que corresponderían al lesionado por un accidente con las derivadas por los daños ocasionados a sus familiares por su fallecimiento, si fue consecuencia directa del accidente.


 

Lo que llama inicialmente la atención en esta resolución es la escasa cuantía indemnizatoria concedida que supera en poco los 16.000 euros, por el fallecimineto de un hijo por un accidente de tráfico. Es palmario que en este caso concreto la resolución puede llegar a considerarse moralmente injusta.

 

Pero lo verdaderamente importante es la compatibilidad que expresa la Sala Primera del Tribunal Supremo entre las indemnizaciones que correspoderían al lesionado fallecido por las lesiones y secuelas, ponderadas en función de tiempo de vida efectivo, y las que se derivarían a su padres por el dolor que acarrea la muerte de su hijo.

 

Se colma así la laguna legal existente, abriendose una nueva vía de reclamación en estos casos, que podrá propiciar el resarcimiento de distintos daños que deben ser considerados compatibles.

Accidentes de Tráfico

Indemnizaciones-por-accidentes-información

Indemnizaciones por Accidentes

902 55 96 22 


Más Info >>>

 

Son esenciales los dos últimos párrafos del fundamento jurídico cuarto de la resolución para comprender el argumento seguido, siendo su tenor literal el siguiente:

 

 "(...)

Lo que aquí sucede es que también el derecho incorporado al patrimonio del perjudicado por una lesión permanente es una indemnización fijada a priori con sujeción a parámetros determinados (gravedad fisiológica de la lesión, edad y progresión por gravedad y acumulación de lesiones), cuya consideración excluye la de cualquier otro, como la esperanza de vida. Ocurre, sin embargo, que en este supuesto el fallecimiento no se refiere a la esperanza de vida. Se trata de un fallecimiento que trae causa del propio accidente y es un efecto más del mismo, contemplado como tal en la ley. Por tanto debe ser considerado a todos los efectos relacionados con la fijación de la indemnización, tanto en sí mismo (daños a familiares) como en relación con el alcance de la lesión permanente sufrida. Ahora bien, como la ley solo regula el fallecimiento, pero no su incidencia sobre el resto del daño, aunque no la excluye, como en el caso anterior, debe resolverse la laguna legal aplicando los principios de compatibilidad de indemnizaciones por distintos conceptos (incapacidad temporal, lesión permanente y daño a los familiares por fallecimiento) y proporcionalidad de la indemnización por lesión permanente con respecto al tiempo que medió desde el accidente hasta la muerte, durante la cual esta se ha sufrido.


Las consecuencias lesivas ya no atienden al futuro, porque desaparecieron con el fallecimiento, por lo que aquellos parámetros temporales y personales considerados en abstracto dejan de serlo porque se conocen los perjuicios, reales y ciertos, que ha sufrido desde la fecha del siniestro y que no quedan absorbidos por la muerte posterior por cuanto tienen entidad propia e independiente y han generado hasta ese momento unos perjuicios evidentes a la víctima susceptibles de reparación en un sistema que indemniza el daño corporal en razón de la edad y a las expectativas de vida del lesionado, y estas expectativas no se han cumplido por el fallecimiento anticipado de la víctima debido al accidente de tráfico. Salvo el daño que resulta del fallecimiento, compatible con los anteriores, pero que no se reclama, ya no hay incertidumbre alguna sobre la duración de las lesiones y secuelas, por lo que el crédito resarcitorio que se transmite por herencia deberá hacerse en razón del tiempo transcurrido desde el accidente hasta su fallecimiento, y no por lo que le hubiera correspondido de haber vivido conforme a las expectativas normales de un joven de quince años, puesto que aquello que se presumía como incierto dejó de serlo a partir de ese trágico momento."

  

Sentencia del Tribunal Supremo, Sala de lo Civil, de 13 de Septiembre de 2012, por la que se dispone la compatibilidad de las indemnizaciones por lesiones y secuelas con las correspondientes a los familiares por el fallecimiento del lesionado.


 Descargar Documento en PDF.

  



 

 


Estás Aquí: Derecho Civil Mostrando articulos por etiqueta: Indemnizaciones por Accidentes de Tráfico